miércoles, 30 de septiembre de 2009

Hoy no me dejo.


Es curiosísimo esto de los sentimientos. Es imposible saber a ciencia cierta por que vienen y por qué se van..
El caso es que a mí me suele pasar lo que muchos de vosotros habréis experimentado en alguna ocasión:


-¿Me quieres? -Pues yo no lo tengo tan claro.

***

-¡Te quiero! - Yo solo quiero cama, nena.

***

De repente aparece alguien maravilloso en tu vida, alguien de quien podrías perfectamente enamorarte. Alguien que parece estar enamorándose de ti. Sin embargo, estás segur@ de que no es el momento, ni el lugar, de que tarde o temprano acabará estropeándose, de que el interés mostrado no es más que una alineación de astros que en ese momento se ponen a tu favor (o en tu contra) y terminarán por desbaratarse tarde o temprano.


Cada día siento menos, y es una auténtica pena.
Cada día estoy más convencida de que las babas detrás de mí no son más que producto de la negativa, en cuanto aparezca el "si", caerán irremediablemente sobre el babero. Sin goteos. Sin gracia.

No se si me vendría mejor dejarme llevar como he hecho siempre, darme un morrazo más adelante y repetirme a mí misma para consuelo tonto eso de que "me quiten lo bailao" o lo pisoteao, machacao, pringao, arrastrao...

Pero, no me apetece sentir. No me apetece querer. No me apetece tener ganas. Ni cenar caricias para desayunar miradas. Ni me apetecen abrazos ni besos (de éstos últimos sólo a medianoche, sucios y olvidables).


¿Por qué siempre aparece todo cuando menos lo necesitas? ¿Por qué cuando esperas algo rápido, cómodo y divertido la otra persona necesita más?

¿Por qué cuando decido no enamorarme apareces con tus rosas amarillas...?

12 comentarios:

supersalvajuan dijo...

Las rosas amarillas, para el amanecer del nuevo día. Pero también hay que regalar blancas, rosas y rojas
http://pirrimarzon.blogspot.com/2009/08/anecdota-de-una-noche-de-nba.html

Elektra dijo...

Te digo que... cierra los ojos y ríete del mundo. No pienses más de lo necesario, no busques entre preguntas que sabes que no tendrán respuesta. Y sobre todo: haz lo que te de la gana SIEMPRE.

Besos.

Bogart dijo...

Ahí le has dado.

Estás tan tranquilo y como decía el poeta te ofrecen por una mirada un mundo. Eso si, cuando les das un poco se vuelven voraces, ya sólo te ofrecen reproches y unas ansias infinitas de mas.

Conclusión, dar sólo migajas, te tendrán idolatrado.

Un saludo.

Un fraggel por Sevilla dijo...

Igualito que con la gripe A. Llega cuando menos te lo esperas.

Félix dijo...

Pues yo soy más de que me quiten lo bailao.

Una canción de Queen decía: es mejor un año de amor que una vida solo.

De solitarios desconfiados está el mundo lleno. De enamorados generosos no.

Anónimo dijo...

Hola Laura. Bueno... no te entristezcas ni busques explicaciones...
Quién no se merezca tu cariño... niégaselo.
Quién esté a tu lado, que te quiera y se implique en la manera que tú lo haces.
Si ahora, no te apetece compartir no compartas...
Y, si alguien crees que te busca para "cama", o algún fin que tú no deseas... impon tu criterio e invítale a que se marche.
Lo que cuenta, y debes hacer es ser feliz, no lo olvides.
Que tengas muy feliz noche.

rapanuy dijo...

La frustración aparece cuando esperas algo de alguien. Da siempre lo que tengas sin esperar demasiado a cambio y si no lo saben apreciar, ¡que se jodan!

La sonrisa de Hiperión dijo...

El amor es como una ventana abierta, nunca sabes si el aire va dar un portazo....

Saludos y un besazo!

rebecuchi dijo...

Si realmente crees que vas a sufrir, olvidate de esa persona.
Ya vendrán otras y será espectacular.
Te sentirás como una quinciañera, con muchas mariposas en el estómago,
con unas ganas locas de verle,
sentirás que no podras vivir sin el,
suspiraras,
estarás todo el dia en las nubes y con una sonrisa de oreja a oreja.
Es genial porque te sentirás tan bién que no te importarán los problemas diarios ni los comentarios ni nada malo.
No querrás comer ni dormir solo estar con esa persona a la echas de menos desde el minuto 1 desde que dejas de verlo.
Vendrá cuando menos te lo esperas pero te aseguro que todo esto lo sentirás desde el momento en que lo conozcas y no podras dejarlo pasar.
Por ahora, diviertete y no hagas lo que no te apetece.

¡Un beso muy fuerte mi testigo!

Anónimo dijo...

porque las rosas amarillas son tus preferidas, y no hay nada que me guste mas que verte sonreir....

Manuel Rubiales dijo...

No te niegues nunca el derecho a equivocarte. La poesía, la literatura está llena de fracasos y de las victimas de estos, pero... ¿qué sería de la existencia sin ellos?
Vino y besos

Anónimo dijo...

"El impetuoso toro, orgullo de fuerza, no se entretiene en caricias;se arroja inmediatamente sobre la hembra; la penetra profundamente y emite en su interior, a grandes chorros, el líquido que ha de hacerla fértil. El palomo anuncia su amor por medio de tiernas llamadas: un millar de caricias, un millar de placeres preceden al placer último." Stephen Jay Gould.
¿Qué buscas? ¿un toro o un palomo?