sábado, 27 de diciembre de 2008

Persiguiéndote

Apareces con camisa blanca y pantalones vaqueros y acostumbras a ladrar mucho y a morder más bien poco... Se me acelera el corazón al verte llegar, me gustas, lo tengo decidido. Te arrastras con una media sonrisa, sintiéndote culpable por haber acudido a la cita. Me temes, lo sé. Y ese aire de iniciación a madurito canoso, con delirios de grandeza y boca de estropajo van desapareciendo a medida que yo me voy acercando con picardía y malas intenciones. Tu aroma embriaga mis sentidos, ME GUSTAS. Solo soy capaz de mirarte a la boca, tu me rehuyes, siempre lo haces y ya me estoy acostumbrando a incomodarte sin más. Por costumbre te marchas con excusas divertidas antes de cometer el pecado que intuyo ansías. Un roce fortuito podría llevarme al rincón mas desastroso de mi imaginación. Me gusta jugar a ser la que te ronda y te pone nervioso. Vibro solo con la idea de poder tocarte, y que me beses, que me beses mucho. Me divierte no conseguir nada de ti aunque se, que a menudo me imaginas... entre tus sábanas.




Y la canción, por que simplemente me encanta

2 comentarios:

Félix dijo...

FELIX 2009

manolo rubiales dijo...

un abrazote Laura, feliz 2009.

Vino y besos